26 jul. 2015

27.

Respira. Como reza esa frase: sólo es un mal día, no una mala vida. Un gran e importante mal día, pero aún así respira. Esto es cumplir años. Hacerse mayor. No todos iban a ser perfectos. Deja de darle la importancia de un niño.
Una vez, y otra. La mente en blanco, duerme, despiértate, distrae tu atención, duerme otra vez.
Hacerlo hoy es coronarse. Corónate entonces, sé valiente. Todo llega, todo pasa, repítelo una vez más, lo sabes, ya lo has hecho mil veces, hazlo hoy. Aprieta el puño, mira hacia la derecha, recuerda quién eres.
Pero que peso más grande, que grande la casa, que vacía, que vacía justo un día tan bonito y tan horrible como hoy. Que valiente y que fuerte, que bien sentirse así por otro lado, la parte positiva. Hacía tanto tiempo que no me veía capaz.
Pero...¿dónde está ella para decirme que todo va a ir bien, para darme un beso, para salvarme del mayor fracaso de mi vida?
Lejos para que esta vez lo hagas sola.
11 horas y media y 364 días para dejar atrás este gran día de mierda, al menos sabes que no habrá ninguno más comparable. Que empiecen a correr las horas, YA. Casi lo has conseguido.

12 jul. 2015


Nadie estaba ahí fuera, a dos centímetros de mi boca a un segundo de evaporarse en media sonrisa.